Cómo organizar una gira internacional: Implicancias migratorias y fiscales


Cómo organizar una gira internacional: Implicancias migratorias y fiscales
Cómo organizar una gira internacional: Implicancias migratorias y fiscales

No existe artista o performer que en su vida no haya hecho o al menos soñado con hacer una gira internacional. Necesitan visas especiales? Cómo tributan lo recaudado? Veamos como funciona esto en un pantallazo general.


La realidad es que son muchos los países donde se requiere obtener un permiso de trabajo para actuar, no solo para el artista en cuestión sino también para todo el equipo técnico que lo acompaña.


Por suerte, existen ciertos países donde, en tanto y en cuanto se respeten los límites breves de días establecidos, se puede actuar allí sin permiso de trabajo alguno. Cada país tiene sus propias reglas en cuanto a esta cuestión y también sobre eventuales retenciones aplicadas al cachet negociado. Es importante averiguar bien sobre estos temas, ya que de no respetar estos puntos, la persona estaría trabajando de forma ilegal y podría conllevar de mínima a su expulsión de un país.


Un caso notorio de expulsión y baneo fue el del DJ australiano Pogo, que en un acto de negligencia total por parte de su managment, viajó a Estados Unidos a realizar shows en Las Vegas ingresando con su pasaporte australiano y visa waiver.


Hoy despejaremos las principales dudas que suelen surgir durante la planificación de este tipo de viaje laboral. De entrada, la planificación de una gira requiere de mucha organización y hay un sinfin de situaciones técnicas que deben ser tenidas en cuenta de antemano. Paro arranquemos por una gira más sencilla, haciendo foco en aquellos países donde se puede realizar una actuación sin necesidad de conseguir un permiso de trabajo o visa especial.


Entre los países europeos donde el artista puede ejercer su performance sin permiso de trabajo o una visa especial, se encuentran, Austria, Bulgaria, República Checa, España, Estonia, Finlandia, Lituania, Letonia, Noruega, Polonia y Suecia.


En el caso de Austria, el artista junto a todo su equipo que lo acompaña, pueden actuar siempre y cuando su estadía no supere las 4 semanas. En estos casos, únicamente se debe notificar a las autoridades pertinentes de Austria de la puesta en escena. El estado austríaco cobrará una retención del 20% si llegase a haber recaudación en su suelo.


Para actuar en República Checa sin permiso de trabajo, la estadía no debe ser superior a 7 días consecutivos o 30 días en el transcurso de un año. Las retenciones sobre lo recaudado van del 15 al 35%.


En el caso de Estonia, la estadía no debe superar los 5 días dentro de un período de 30. La retención será del 10%, aunque dependiendo del caso puede llegar a no aplicarse.


En Finlandia, le dan al artista un tiempo de tolerancia de 90 días, siempre y cuando haya recibido una invitación o haya sido contactado por un empleador en Finlandia. Las retenciones allí van del 15 al 30%.


Para actuar tanto en Letonia como en Noruega, la estadía no debe exceder los 14 días anuales en cada uno de estos países. Letonia no cobra retenciones. Noruega retiene del 0 al 15%, según el caso.


En Polonia, la excepción de un permiso de trabajo es posible hasta no superar los 30 días anuales de performance en el país. El país retiene el 20% de lo recaudado allí.


En Suecia, la performance no puede superar los 14 días anuales. Sin embargo, para actuar en el país se debe obtener una invitación previa. Allí retienen desde el 0 al 15%.


Lituania permite a los artistas extranjeros realizar su performance sin permiso de trabajo alguno. Los tiempos de permanencia no se especifican, pueden variar según cada caso particular. Tampoco cobra ningún impuesto por lo recaudado.


En el caso de Bulgaria, si bien no existe la excepción para actuar en el país sin permiso alguno, para el caso de una performance temporal o algún concierto que no incluyan contrato laboral alguno en el país, basta con conseguir un permiso de residencia simple. Éste está contemplado dentro de las visas Schengen de corta y larga duración. Las retenciones allí son del 10%. al igual que su hermoso flat tax universal. Hablaremos en detalle de Bulgaria.


Para actuar en España, los artistas no están obligados a conseguir un permiso de trabajo, siempre y cuando sus actuaciones no superen los 5 días continuados o 20 días de actuación en un periodo inferior a 6 meses. Simplemente deberán solicitar un visado Schengen (en caso de ser necesario) de corta duración aportando el contrato de trabajo para para el desarrollo de las actividades artísticas. El país te retiene entre el 19 y el 24%.


Hay otros puntos que también hay que tener en cuenta. Siendo residente fiscal argentino, cualquier ganancia que se haya obtenido el artista en el exterior será gravada al 35%. Pero las retenciones efectuadas en origen pueden contar como foreign tax credit, con lo cual en Argentina deberá abonar únicamente la diferencia entre ambas alícuotas para llegar al 35%, en pesos, a oficial.


Ustedes no se dan una idea de la cantidad de giras que pierden dinero por no considerar este punto.


Como generalmente el cachet se arregla “neto”, el productor local hace el cálculo respecto de la retención de modo de pagar al artista lo acordado, y al estado lo que la ley indique. Pero el manager, productor o encargado de la gira, que aun en grupos grandes es más un amigo que un profesional, no se encarga de recolectar y catalogar las distintas retenciones, que son “as good as money” a la hora de tributar por la gira realizada.


En relación a esto, hay entre algunos países tratados bilaterales donde, el país en el que se realizó la performance, va a retener menos de lo que retiene en general, siendo que se gravará la diferencia en el país de origen. Tal es el caso de Argentina y España, por convenio, España sólo retendrá el 10% de lo recaudado por el artista argentino, siendo que una vez que el artista vuelva a su país, completará el 25% restante.


Por último, siempre resulta conveniente notificar de la performance a las autoridades pertinentes de cada país, o consultar previamente con sus embajadas en el país de origen a fin de evitar posibles dificultades. No importa cuánta experiencia internacional creas que tiene tu banda, tu show, o lo que sea. Seas músico, manager o productor: Nunca dejes de asesorarte respecto de estos temas antes de encarar una gira.


22 vistas