Por qué los países ex comunistas son hoy en día los mejores para invertir?


Por qué los países ex comunistas son hoy en día los mejores para invertir?
Por qué los países ex comunistas son hoy en día los mejores para invertir?

El 26 de Diciembre se cumplió un nuevo aniversario de la disolución de la URSS y posterior transformación en 15 repúblicas soberanas. Se suman estas a las desprendidas de la Ex Yugoslavia y al despertar de los estados satelites. Por qué hoy son los lugares más interesantes?


Si bien "occidente" a menudo presenta excelentes oportunidades de inversión, desde estas columnas hablamos siempre de encontrar la próxima gema. Nos hemos referido a Singapur como aquel lugar al que había que ingresar hace 20 años, y no ahora ya que las puertas sobre se abren para unos pocos.


Este es el momento de los ex comunistas. Pero no necesariamente de todos. No todos los ex comunistas están en la misma carrera, ni se mueven en bloque, ni avanzan en la misma dirección. Hay países pioneros, países que copian modelos exitosos, y países relegados.


No vamos a hablar de todos pero si de algunos. El gran pionero es fue y sera Estonia. El resto del báltico rápidamente se ajustó y no dejó escapar mucho a su nación hermana. El báltico, que en los 80 fuera el patio trasero de Europa hoy es escandinavia a mitad de precio.


El Báltico todavía es accesible respecto de oportunidades migratorias y de inversión, pero quienes realmente acompañaron el crecimiento de estas naciones mediante libertad económica, desburocratización y reducción del estado, fueron quienes invirtieron aquí hace 10 o 20 años.


Hoy es momento de actuar en Georgia, Bulgaria, Macedonia, y de mirar atentamente a Uzbekistan y a Kazakhstan. Pero por qué? Cuál es la raíz de este fenómeno? No es peligroso invertir en países ex comunistas? Y si vuelve el comunismo?


La respuesta es No.


Los lugares del mundo más seguros del comunismo, son aquellos que prosperaron luego de erradicarlo. Únicamente haber vivido el más nefasto comunismo genera los anticuerpos sociales para repelerlo.


Si tuviera que apostar al crecimiento de un país occidental tradicional contra un ex comunista, siempre apostaría por el ex comunista. La razón es simple. Mientras España, Francia, USA, y tantos otros coquetean con el socialismo, en los países ex comunistas se lo aborrece masivamente.


En esta lucha, no hay medias tintas. Quien es seducido por el socialismo, ya esta hirviendo en la olla.


Es extremadamente preocupante la situacion de Estados Unidos, donde ya se habla de socialismo sin eufemismos y la hiper regulación en estados como California, aún cuando están emigrando hasta los homeless, no logra ser contenida.


Hay que empezar a plantearse un escenario geopolítico en el cual ya no haya faro moral. El futuro en este escenario cuasi distópico, son los países pequeños que no tienen deseo ni intención de sofocar a su propia población, porque sus gobernantes son producto del propio rechazo al hambre socialista.


Hoy por hoy no existen las inversiones no-globales. El que todavía no lo esté haciendo, debe empezar a ver el mundo como un juego de piezas movibles a las que tiene acceso aunque no lo crea. Tenemos que adelantarnos a los escenarios adversos, y abrirnos puertas.



38 vistas