Es caro emigrar? Que costos inesperados hay que considerar?

Actualizado: 13 de jul de 2020



Hoy vamos a hablar de un tema muy interesante que la gente a menudo se pregunta: Es caro emigrar? La respuesta es un contundente "Depende", y vamos a tratar de analizar por qué.


Empecemos por el principio. Lo que se dice "barato", no es. Pero luego una vez que uno empieza a considerar las distintas variables, necesidades y deseos de cada cliente, existen muchas alternativas más y menos costosas para lograr un objetivo migratorio.


Aún las migraciones mas simples, como irse a enseñar Zumba a Barcelona con un pasaporte europeo, tienen unos cuantos gastos que el cliente tiene que considerar.


Vamos a intentar explicar los distintos tipos de gasto con lo que un emigrante se va a encontrar. Los costos administrativos, tasas, apostillas, fees, sellos y demases burocracias, son muy heterogeneos dependiendo de los destinos elegidos.


Una visa o permiso de residencia de similares prestaciones puede costar 500 dolares en una jurisdicción, y 20k en otra. No se asusten. Quienes optan por la de 20k, es porque ese país representa tal ventaja estratégica puntual que esos 20k le terminan pareciendo una ganga.


Luego estan los costos relacionados a la adaptación. Una vez que el cliente se instala su nuevo destino, tenga o no un ingreso, desconoce estrategias básicas de optimización de presupuestos en ese lugar. No sabe dónde ni cómo conviene adquirir bienes y servicios.


Sugerimos a los clientes que a su presupuesto, lo que ellos consideren que gastarán por mes en el nuevo destino, agreguen al menos un 50% durante de los primeros 6 meses para compensar el costo de adaptación.


Tambien tenemos los llamados "Costos de Eligibilidad". Muchas veces, el cliente debe "crear" sus propias condiciones de eligibilidad para residir en determinado país. Esto puede llevar tiempo y costar dinero. Estamos hablando de realizar inversiones y crear vinculos económicos.


Muchos países exigen que el aspirante a residente ya posea vinculos económicos de distinto tipo con el país en cuestión. Los vinculos se pueden crear antes de solicitar el permiso de residencia y pueden ser poseer propiedades allí, acciones en empresas locales, o simplemente tener clientes.


Por último, los honorarios de distintos profesionales con los que transiten este camino. Y adaptando un famoso dicho popular, si el honorario del profesional le parece caro, pruebe con el costo de los errores al no haberse asesorado.


Emigrar implica una inversion de tiempo y de dinero. Por eso debe tomarse necesariamente como tal, y no como un capricho o un juego. Quienes toman la decisión, en general ya han analizado su impacto económico y social (calidad de vida).


Independientemente del valor nominal que implica. El emigrante emigra si comprende que mas caro le cuesta quedarse. Y esta bien que así sea. Muchos hacen consultas y luego deciden que todavía no es su momento.


Una de estos dias vamos a hablar de cuando es momento de considerar seriamente emigrar. Stay Tuned...


Si tenés dudas sobre este o cualquier otro tema del cual nos ocupamos, no dudes en contactarnos. Y no te olvides de seguirnos en Twitter en @estudiobpgroup


19 vistas