top of page

Cómo sobrevivir la regulación cripto que se viene, y no es nada agradable

Actualizado: 22 feb 2023


Cómo sobrevivir la regulación cripto que se viene, y no es nada agradable.
Cómo sobrevivir la regulación cripto que se viene, y no es nada agradable

Se viene regulación muy fuerte en el ámbito cripto, y veo que muy pocos proyectos están realmente preparados para adaptarse y sobrevivir.

¿Qué debería tener en cuenta un emprendimiento cripto en vistas al futuro que se viene?


El otro día fui a un evento donde a una de las oradoras le preguntaron cuál sería uno de los grandes desafíos inminentes de la industria. Ella dijo que la regulación, pero esperaba que los reguladores fueran coherentes y no regularan desde el miedo.


A mi juicio, esa no solo es una esperanza que no conviene tener, sino que hay que prepararse activamente para la peor regulación imaginable.


El regulador suele ser ignorante de todo aquello que regula, pero su motor nunca es el miedo sino el interés. El regulador hará lo que le convenga de acuerdo a intereses económicos y electorales.


Algo que casi no se menciona respecto de FTX, es que era la empresa que probablemente más dinero gastaba en lobby pro regulación “buena” en cripto en el mundo, y cualquier cantidad de organizaciones a este respecto se quedaron en bolas mirando al sudeste.


Hoy por hoy el lobby bancario tradicional casi no tiene competencia, con lo cual la regulación que podemos esperar es nefasta para arrancar.


Recuerdo en Devcon que en los paneles dedicados a regulación, además de tirarle flores a SBF, había representantes de proyectos varios de múltiples Biliions y extremadamente conocidos en estado de desesperación y con tremendo riesgo existencial.


Mientras los devs se aplaudían entre sí y los marketers lloraban de emoción por la hermosa comunidad, los abogados desarrollaban úlceras al grito de “Si sale esta regulación así como está, desaparecemos, así de simple”.


Y entonces ¿qué hacemos?


Varias cosas. Primero, evitar depender de determinados mercados en particular. Concebir los proyectos de tal modo que perder determinado mercado no sea una sentencia de muerte.


Segundo, considerar que el proyecto, sus respectivos engranajes corporativos, licencias y todo tipo de estructura puede tener que migrar. Considerar redundancias sería prudente. Y evitar USA a menos que sea estrictamente necesario.


Tercero, para poder realizar este tipo de movimiento con éxito, es fundamental que cuenten con presupuesto destinado para eso. El presupuesto legal de “eventualidades” tiende a ser ridículamente bajo y las empresas terminan gastando cerca de 10 a 20 veces más cuando tienen aquellas eventualidades.


Cuarto, asesorarse desde el día cero.


“Claro, vos decís todo esto porque sos abogado”


Y sí, si fuera ferretero escribiría sobre destornilladores.

46 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page